Los No-Breaks también conocidos como UPS (Uninterruptible Power Supply) sirven para proporcionar energía eléctrica a los equipos conectados, durante un tiempo determinado.

Son muy útiles durante apagones o cortes de luz, puesto que, aunque el tiempo de duración suelen ser sólo unos minutos, proporcionan el tiempo suficiente para guardar información y apagar los equipos correctamente.

¿Cuál No-Break elegir?

En el estudio realizado por Profeco en 2017 sobre los No-Breaks, se evaluaron 11 modelos de 8 marcas de No-Breaks con tecnología offline para uso en equipo electrónico y de cómputo. 

Si quieres saber cómo elegir un No-Break de forma eficaz, toma en cuenta los siguientes aspectos:

Tiempo de respaldo

Es el lapso que ofrece el No-Break cuando detecta una ausencia de energía, manteniendo energizados los equipos conectados a él.

Eficiencia 

Es la relación entre la cantidad de energía que consume el No-Break y la que es capaz de proporcionar. Entre más eficiente sea un equipo, consume menos energía para funcionar.

Tiempo de transferencia

Corresponde al tiempo máximo de actuación del No-Break ante una posible ausencia de energía, brindando respaldo de energía a su salida. Cualquiera debe ser muy rápido en esta situación (14 milisegundos como máximo para entregar voltaje adecuado a su salida), de lo contrario el equipo se apagará.

Calcular la capacidad de carga necesaria

Se requiere de conocer la cantidad de Watts total (llamado carga) que se va a conectar al UPS, ya que este tiene una capacidad limitada de carga, por esto hay que conocer las características de potencia de ellos y manejar un margen del 15% para no sobrecargarlo.

Carga Total = Suma del consumo en Watts de los dispositivos a respaldar

Para poder hacer la cuantificación, podemos basarnos en las hojas de especificación de cada uno de los equipos que serán conectados al UPS, o bien, la etiqueta pegada en ellos.

Por ejemplo, en un sistema de videovigilancia podríamos calcularlos así:

8 x Cámara videovigilancia (4 Watts x 8 Cámaras = 32 Watts) 

1 x DVR (12 Watts x 1 DVR = 12 Watts)

1 x Pantalla LCD (3 Watts x 1 Pantalla LCD = 3 Watts)

1 x Router Telmex (10 Watts x 1 Router Telmex = 10 Watts)

Carga total = 57 Watts.

La carga total en Watts es de 57 W, siempre es bueno redondear este número hacia arriba (15%) ya que los dispositivos a respaldar puedan consumir más de lo indicado por sus fabricantes. Podríamos dejarlo en 65 W. 

En el ejemplo anterior, si el consumo de los equipos es de 65 W, lo recomendable será seleccionar un UPS que tenga una capacidad del al menos un 20% por encima de la carga a la que se verá sometido. En este caso, seleccionaríamos un UPS que tenga una capacidad de al menos 78 W.

De esta manera si adquirimos un UPS de 800W, dividimos los 800/78 tendremos un aproximado de 10 horas de respaldo. Esto tomando en cuenta una carga completa, si bien los cálculos no son precisos, Si pueden orientarnos al momento de adquirir un UPS.

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.